Continuando con el tema del oligololio energético en el estado español. Compartimos un programa de Salvados (La Sexta) que trata el asunto y aireó un escándalo a nivel nacional que los medios de comunicación de masa no habían tocado en profundidad hasta la fecha.

Continuando con ese trabajo, compartimos una segunda parte profundizando más en el tema “#Oligopoly 2, el imperio eléctrico contra todos” una iniaciativa de la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético.

Y para presentar los datos de forma más clara, esquemática y visual, finalmente compartimos un artículo del blog “El apasionante mundo de la empresa”, que nos ha parecido muy recomendable, “El oligopolio de los mercados energético y petrolero en España”.

Como denuncia del oligopolio y lobbies energéticos, el tema de las puertas giratorias, etc… los documentales son bastante claros y contundentes. Pero en cuanto a las soluciones energéticas que apuntan algunos autores, no estamos del todo de acuerdo. Nosotros abogamos por el estudio de las energía libres, tema que no se trata en los documentales,  en vez de promover las llamadas energías renovables, que sabemos también se encuentran  monopolizadas y no suponen una auténtica revolución y liberación energética.

SALVADOS: OLIGOPOLY, el juego de la energía

Un programa que deja al descubierto sin dudas el funcionamiento del oligopolio energético en el estado español. Los mecanismos de blindaje del sector, el abuso sobre los usuarios y la complicidad de la casta política.

En medio de un contexto de crisis como el actual el precio de la energía no para de subir hasta el punto que en España pagamos una electricidad y una gasolina de las más caras de Europa. ¿Por qué? ¿Por qué todas las compañías de luz nos cobran lo mismo? ¿Por qué da igual a qué gasolinera vayas que siempre acabas pagando la gasolina más o menos al mismo precio? ¿No es un mercado liberalizado?

Intentaremos entender el complejo mundo de la energía, empezando por la factura de la luz. ¿Qué estamos pagando realmente en ese papelito incomprensible para la mayoría? ¿Cómo se fija el precio de lo que consumimos?

Hablaremos con Jorge Fabra, Expresidente de Red Eléctrica de España y exconsejero de la Comisión Nacional de la Energía y con Carmen Monforte, periodista de Cinco Días especializada en energía.

Visitaremos la gasolinera más barata de Madrid que nos demostrará que, en realidad, nuestra gasolina podría ser más barata. ¿Por qué entonces los precios nunca bajan y siempre suben? ¿Quién marca los precios? ¿Existe alguien que regule este mercado?

#Oligopoly 2. El imperio eléctrico contra todos

“Oligopoly’, del programa ‘Salvados’, se centró en un tema que la prensa generalista no había tocado en profundidad. Hasta entonces, estaba reservado a la prensa especializada. Pero en ese programa se hacían preguntas muy sencillas, la audiencia comprendía las preguntas y comprendía las respuestas, y llegamos a conclusiones que no nos podíamos ni imaginar, de lo que se está haciendo en ese sector y de su opacidad”, nos comenta Alba del Campo, directora de “#Oligopoly 2″, un documental que toma el testigo del programa de Évole para seguir dando respuestas.”#Oligopoly 2, el imperio eléctrico contra todxs” ha sido grabado gracias a la iniaciativa de Plataforma por un Nuevo Modelo Energético, financiado mediante crowdfunding y se estrena hoy, jueves 16 de mayo, con entrada gratuita en ciudades de toda España (ver lugares y horario).Según Alba del Campo, era necesaria una segunda parte “porque ‘Oligopoly’ abrió la caja de Pandora. Se abría una puerta pero vimos que había muchísmo más que la gente necesita saber, porque es un sector muy complejo, y ni siquiera muchos expertos tienen claro cuáles son las reglas. Además, las grandes compañías eléctricas hacen una enorme presión sobre los medios de comunicación. En plena época de crisis invierten grandes cantidades de dinero en publicidad en esos medios y no se pueden oír otras voces”.

El documental profundiza en temas como las contínuas subidas de la factura de la luz, el déficit de tarifa, las puertas giratorias entre la clase política y las compañías eléctricas y la dependencia de combustibles fósiles del exterior.

“Nosotros queríamos que se escucharan las contravoces, y hemos preguntado a gente que lleva muchos años en el sector energético y que no llega a esos grandes medios. Hemos entrevistado a 23 personas, no solo de las organizaciones ecologistas, sino también a Javier García Breva, presidente de la Fundación Renovables, a Jorge Fabra, expresidente de Red Eléctrica de España, al ingeniero Jorge Morales, cuyas declaraciones en ‘Oligopoly 1’ generaron un auténtico revuelo en las redes sociales.”

La Plataforma por un Nuevo Modelo Energético entiende que una ciudadanía informada es más difícil de manipular y puede orientar sus acciones y su consumo de forma responsable. Con este documental intentan que cualquier ciudadano entienda las claves del sector eléctrico y decida si el actual modelo es sostenible y justo o más bien todo lo contrario. Pretenden analizar y mostrar alternativas “a partir de una idea tremendamente sencilla: es imprescindible luchar contra el cambio climático a partir de un nuevo modelo energético que genere empleo y un control ciudadano de la energía”.

Preguntamos a Del Campo si han entrevistado a los representantes de UNESA, la asociación de las cinco grandes compañías eléctricas españoles, porque precisamente desde UNESA enviaron feroces críticas al trabajo de Évole por no haber incluido en ese programa su versión. “Cuando empecé ‘Oligopoly 2’, el primer correo electrónico solicitando una entrevista que envié fue a la patronal eléctrica UNESA, he llamado varias veces y la respuesta que me han dado –muy amable, eso sí– es que la agenda de Eduardo Montes, presidente de UNESA, estaba demasiado ocupada. Una semana después de haberla solicitado, veo una entrevista suya en el programa de TV3 ‘Lletra petita’. Yo siempre me he presentado a cara descubierta, como representante de Plataforma por un Nuevo Modelo Energético. Tampoco me la concedió Iberdrola ni Endesa.”

En cuanto a cómo responderá el público en general al documental “Oligopoly2”, Alba del Campo asegura que antes incluso de su estreno ya ha habido reacciones: “El hecho de que en 40 ciudades y pueblos se haya conseguido organizar un pase gratuito ya es un síntoma muy positivo. Después del estreno, habrá debates, mesas redondas… El que genere debate sobre el sistema eléctrico actual ya es un éxito”.

Para completar la información de forma precisa, terminamos compartiendo un extracto de este artículo del blog “El apasionante mundo de la empresa“, que desgrana el asunto de manera magistral. Para ampliar información sobre economía y monopolios, os recomendamos leerlo completo.
A) El oligopolio del sector energético de España

Los recibos de la luz en España son los terceros más caros de Europa, sólo por detrás de Chipre y Malta. Los españoles pagamos en cada factura de electricidad una serie de sobrecostes que nada tienen que ver con el consumo eléctrico, y que en la mayoría de casos son absolutamente desconocidos para el consumidor final.

¿Qué sobrecostes incluye la factura eléctrica en España?

Las facturas de la electricidad en nuestro país incluyen 2 conceptos fundamentalmente: por un lado está la cantidad de energía consumida al precio fijado por kilowatio, y por otro, una serie de costes a mayores (que no han hecho más que incrementarse en los último años) cargados por las compañías eléctricas y en cuyo origen tienen que ver las decisiones tomadas por el gobierno. Son los llamados“peajes de acceso”, que incrementan la factura en concepto de los gastos de transporte y distribución de la electricidad + una serie de primas (subvenciones) para fomentar el uso de energías renovables + una tarifa para grandes empresas industriales + el pago del “déficit de tarifa” + la “moratoria nuclear” + extras peninsulares para llevar la electricidad a las islas, Ceuta y Melilla.

La mayor parte de estos conceptos que engrosan los “peajes de acceso” son subvenciones y deudas que el gobierno de turno ha ido adquiriendo con las compañías del sector eléctrico en cada momento. Así por ejemplo, el concepto de la “moratoria nuclear” incluye una serie de indemnizaciones que el gobierno debe a las compañías eléctricas por paralizar la instalación de nuevas centrales nucleares concedidas por anteriores gobiernos. O el “déficit de tarifa”, que va cargando en cada factura una pequeña parte de la enorme deuda acumulada en años por la diferencia entre el coste real que a las compañías eléctricas les cuesta producir la energía, y el precio de venta de la luz fijado de forma contenida por el gobierno de turno para evitar subir las tarifas directamente, y perder así votos de los ciudadanos. Para un gobierno hay pocas cosas más impopulares que subir la tarifa de luz, y para evitarlo se ha creado este déficit tarifario que España arrastra desde hace más de 10 años.

Es decir, el déficit tarifario es una enorme deuda (de 24.000 millones de euros desde el año 2000) que se ha ido generando durante años para evitar subir directamente la tarifa de la luz al ciudadano, y esa deuda va siendo pagada igualmente por los ciudadanos pero de una forma desfasada en el tiempo a través del concepto de “déficit de tarifa” en cada factura de la luz. Este concepto fue implementado porRodrigo Rato en el año 2000. La deuda del “déficit de tarifa” es comercializada además por las compañías eléctricas a través de los bancos, con lo que realmente los ciudadanos debemos gran parte de esos 24.000 millones no a las compañías eléctricas, sino a los bancos e instituciones financieras.

El recibo de la luz pagado por los ciudadanos y empresas ha subido más de un 70% en los últimos 6 años, sin ser capaz de reducir apenas el déficit tarifario total. Esto implica que el coste de la electricidad en España no dejará de crecer en el futuro para poder hacer frente a la deuda acumulada.

Las 3 grandes eléctricas españolas, Gas Natural, Endesa e Iberdrola sumaron en 2011 un beneficio neto de 6.341,5 millones de euros, un 22,6% menos que en 2010.